Expositores muy ecológicos para mostradores concienciados

Los expositores de mostrador son muy utilizados en todo tipo de negocios. Son una manera clásica pero muy efectiva de vender pequeñas cosas que los clientes compran muy a menudo y que por tanto hay que tener siempre cerca y a mano o de ofrecer productos nuevos de modo que los vean y les llamen la atención.

Algunas marcas dan incentivos a los negocios para que coloquen sus productos en el mostrador porque saben que de este modo van a vender mucho más que si están en el interior de la tienda, incluso aunque estén en estanterías al alcance de las manos.

Estos expositores pueden ser de muchos materiales, todos recordamos aquellos antiguos expositores de postales metálicos, algunos de los cuales llevaban años sobre el mostrador del estanco o de la librería. Cuando se giraban hacían un ruido agudo y muy desagradable y chirriaban en cada movimiento.

Se veían siempre descascarillados y con óxido. Eran, en definitiva, efectivos en su forma pero muy poco estéticos. Por este motivo se han ido cambiando por otros materiales más modernos como el plástico.

Pero, ¿no es el plástico poco ecológico? Lo primero que hay que decir es que bajo el nombre de plástico englobamos a productos muy diferentes. Pero para no entrar en profundidades que ahora no vienen a cuento podemos decir que hay plásticos muy poco ecológicos y hay plásticos perfectamente reciclables.

Quizás los expositores que se identifican más con la ecología sean los de cartón. Todos sabemos que el cartón se recicla fácilmente y que una vez que termine la promoción pueden ir al contenedor azul y convertirse en cualquier otro tipo de envase.

Pero además, estos expositores pueden tener un doble uso ya que a veces la misma caja en la que se embala el producto se convierte en un expendedor/expositor del mismo. Un ejemplos con las cajas de caramelos troqueladas, que al abrirlas dejan a la vista los paquetes a la venta convirtiéndose en un bonito expositor para el mostrador.

Cuando nos ofrezcan un expositor para el postrador debemos de exigir que sea de materiales reciclables para garantizar que una vez que no lo utilicemos, el expositor podrá tener una segunda vida útil y no se limitará a contaminar en un montón de basura. Si hacemos esto, las marcas se acostumbrarán a que los expositores ecológicos tienen más salida y son más aceptados no solo por el comprador, también por el vendedor de los negocios en los que quieren promocionar sus productos.

Share
Add Comment Register



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>