¿Qué son las colchas boutí y cuáles son sus ventajas?

Las colchas bouti son piezas para cubrir la cama que cuentan con un ligero guateado que les da más cuerpo del que tiene una colcha tradicional. Esto hace que sean también un poco más cálidas y tengan algo más de peso sin dejar de ser ligeras, por lo que son perfectas para entretiempo e incluso para todo el año en hogares en los que hay calefacción o donde no hace mucho frío.

También se utilizan durante el verano, retirándolas para dormir para que no den calor y sustituyendo a las colchas de verano que son excesivamente finas para que la cama pueda verse bonita. Y pueden combinarse con mantas o incluso con rellenos nórdicos para conseguir una cama más cálida en las noches en las que desciende más la temperatura y tienen una serie de ventajas que las hacen las favoritas de muchos.

Por tanto, aunque son colchas de entretiempo, podrían llegar a utilizarse todo el año, lo que hace que den mucho juego y que se puedan convertir no solo en una opción cómoda, sino también muy decorativa cuando se compran coordinadas con las cortinas.

Permiten hacer la cama “como toda la vida”

Las colchas bouti son tan modernas y actuales como una funda nórdica pero tienen a mayores la ventaja de que permiten hacer la cama de manera tradicional, lo que es muy importante para muchos personas que no se acostumbran a ver las almohadas al descubierto.

Por este motivo son las favoritas de las personas de más edad a las que ya les cuesta cambiar sus hábitos y también de los amantes de las habitaciones con un aspecto tradicional. Estos defienden que las colchas bouti visten la cama de una forma muy elegante, pero aportando un toque más moderno que las colchas tradicionales.

Son muy resistentes

Las colchas de siempre tienen el defecto de que suelen ser delicadas y hay que llevarlas al tinte, en muchos casos, para poder lavarlas. Pero las bouti no son así, sino que permiten un trato mucho más acorde con el ritmo de vida actual. Si se tienen una lavadora lo suficientemente grande se pueden lavar en casa sin problema y tantas veces como se quiera.

Y si no se tiene, con llevarlas a una lavandería de monedas ya tendremos una colcha limpia e impecable. Y es que gran parte de ellas también pueden ir a la secadora.

Share
Add Comment Register



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>